Mauro Quiroga: «El miércoles seré un amarillo más»

Compartir

El último héroe. Mauro Quiroga tiene el prestigio de ser el último goleador de la Unión Deportiva Las Palmas en el Heliodoro Rodríguez López, en un derbi que terminó empate gracias a un tanto del argentino cuando el partido fenecía. 

Era el minuto 87 y la Unión Deportiva Las Palmas perdía 1-0 en un derbi dramático y se imaginaba un regreso a casa dramático. Era el momento de los elegidos. Apareció Mauro Quiroga para hacer que el último derbi en el Heliodoro hace dos temporadas terminara con empate… y con Paco Jémez manteado.

quiroga_peq«Me llegan muchísimos recuerdos de ese momento impresionante por lo que significó. La verdad que fue una alegría enorme en lo individual, en lo grupal, para la afición y fue un momento muy digno. Esperando al miércoles a que se juegue el partido y por supuesto que gane Las Palmas», explicó el argentino, actual jugador del Deportivo Alavés, este lunes en EL REBUMBIO de 7.7 Radio. «Veré el partido y desde acá brindarle todo mi apoyo y el miércoles tendrán un amarillo más empujando para que el equipo gane», añadió.

El tanto, por su trascendencia, marcó un antes y un después en el cariño de la afición amarilla para con Quiroga. «Fue quizá el gol más impactante. Ese día me encontraba muy bien, sentía que algo iba a pasar e iba a ser un factor importante. Cuando veo que el balón entra lo primero que se me pasó por la cabeza es ir a celebrarlo con la afición, son los que se trasladaron hasta allí a apoyar y a animar al equipo y ellos se lo merecen», apuntó el jugador de Concepción del Uruguay.

«Uno solo tiene palabras de agradecimiento. Tuve la suerte de hacer goles importantes hasta el año pasado con el Lugo, ¿qué gran casualidad, no?», espetó en referencia a los dos tantos marcados por Quiroga en la última jornada de Liga ante la Ponferradina con el Lugo (2-2) que posibilitaron que la Unión Deportiva accediese a play-off. «Fueron todos cosas y momentos importantes dentro de lo que forma parte de  Las Palmas y estoy enormemente agradecido por el cariño y porque me lo valoran, nada más por eso. Trato de hacer mi trabajo y hacerlo de la mejor manera posible», señaló en EL REBUMBIO.

Quiroga admitió que «para mí también era algo nuevo, es un derbi que tiene mucha repercusión, a los días siguientes eran entrevistas por todos lados. A uno también le ayuda muchísimo, en lo individual siempre trata de tener un subidón anímico».

En verano tuvo muchas novias, y entre ellas la Unión Deportiva Las Palmas, que pujó por el argentino pero finalmente una falta de entendimiento le imposibilitó volver a vestir de amarillo. Ése era su deseo. «Hablé con Miguel Ángel Ramírez y me preguntó qué había pasado, le comenté la propuesta que me había transmitido mi representante y él lo que me dijo es que fue un malentendido, que no se habían puesto muy de acuerdo, que no hubo mucha comunicación. Eso fue lo que el presidente me explicó. Yo estaba esperando ir para allí, me llamó el Alavés y tenía mi palabra», concluyó el último héroe de la afición amarilla. Su gol aún se recuerda en la memoria de los seguidores amarillos.

especial_derbi2010

Compartir
Artículo anteriorBendita cantera, por Manoj DASWANI
Artículo posteriorAquel 21 de agosto de 1999, por Gerardo MAYOR