De la chilena de Patalavaca al golazo de Riazor

Compartir

Aythami Artiles debutó en el día de ayer en su tercera etapa en el club amarillo y lo hizo de la mejor forma posible. El central de Arguineguín cuajó un gran partido, que redondeó a pocos minutos del final con un gran gol que le dio los tres puntos a la UD. Sin embargo, que aparezca en momentos decisivos es más normal de lo que puede parecer en primera instancia. 

El central sureño ha sido cuestionado desde su segunda etapa en el club por un sector de la afición, una circunstancia que se ha incrementado más si cabe al volver al conjunto amarillo en este mercado de invierno. No obstante, es una situación a la que el futbolista está más que acostumbrado y de la que siempre ha salido con buenas actuaciones en partidos decisivos.

En la temporada del ascenso, siempre quedará para el recuerdo el gol de Sergio Araujo, pero también la acrobática asistencia de Artiles, con la «chilena de Patalavaca» que evitó que el balón saliera por linea de fondo, dejando el gol en bandeja al argentino. En esa campaña, el futbolista disputó 33 partidos de liga regular en los que anotó tres goles y dio una asistencia. Además, su papel en la promoción fue decisivo, dando la asistencia mencionada anteriormente frente al Zaragoza y completando todos los partidos de los playoffs.

Con el ascenso del equipo a Primera División, el central continúo siendo importante, disputando 31 partidos en el año del retorno a la máxima categoría del fútbol español y consiguiendo el objetivo de la permanencia. A partir de esta temporada su protagonismo fue cayendo hasta su salida del club. Jugando 19 partidos en sus últimas dos temporadas con el conjunto insular.

Con la llegada de Paco Jémez, el central fue descartado por el entrenador andaluz, y Aythami puso rumbo a Córdoba, donde fue una pieza vital para lograr una permanencia histórica. Llegó a un conjunto blanquiverde hundido en la tabla clasificatoria. Los cordobeses lograron una remontada histórica desde su llegada al club, remontando una diferencia de 10 puntos con respecto a la zona de salvación. El central fue uno de los pilares de tal remontada, disputando 17 encuentros, en los que anotó cuatro goles y aportó otra asistencia.

Su etapa en Córdoba duró menos de lo esperado, y tras la insistencia en que volviera por parte de Miguel Ángel Ramírez, el jugador comenzaba su tercera etapa en el club desde el pasado mercado de invierno. Sin ningún minuto desde su llegada y con un nuevo técnico tras la destitución de Paco Herrera, el defensor amarillo afrontaba una de las jornadas más importantes de la temporada, sabiendo que contaba con serias opciones de ser titular. Y así fue, el central completó todo el partido en el debut de Pepe Mel en el banquillo y realizó un extraordinario partido, al que puso la guinda con un gol decisivo.