La renovación de Mel se convierte en un problema

Compartir
Foto: LaLiga

El técnico amarillo, convencido hace dos semanas de su continuidad, desliza un momento de estancamiento en las negociaciones para su continuidad en el club grancanario.

¿Seguirá Pepe Mel en la UD Las Palmas? Es una de las preguntas del momento, que se hacen aficionados, jugadores, e incluso directivos. El estilo de Mel gusta entre un aficionado que abraza de manera positiva a los que apuestan por el producto de la casa; pero su continuidad es ahora mismo una incógnita para el club.

El propio Mel ha deslizado a través de las ruedas de prensa, preguntado por los periodistas, el momento de negociación con el club. Hace dos semanas admitía que las posturas estaban cercanas y que las conversaciones con Miguel Ángel Ramírez estaban muy cercanas.

Este domingo, tras la victoria ante el Córdoba que deja virtualmente al equipo amarillo en la categoría de plata, Mel no fue tan conciso. Se escondió en la pregunta, no fue claro, aunque sí tomó una postura: aquello que estaba claro hace dos semanas, no lo está tanto en estos momentos.

«No sé si seguiré en la UD Las Palmas», indicó en rueda de prensa. «Mañana [por hoy] entreno y sigo mi ritmo normal. No puedo responder preguntas que no sé. Yo soy entrenador de fútbol y si no estoy aquí estaré en otro lado».

Mel aclaró que feeling entre las partes, «hay todas las del mundo», aunque «sí es cierto que no acabamos de rematar las cosas». El propio Mel deslizó que tras el Lugo parecía encaminado, pero la derrota en el derbi les devolvió al punto 0. Algo extraño en una negociación que no debería estar fijada por los resultados del momento, y sí en el proyecto de futuro.

«Había que ganar al Lugo, se le ganó; estaba el derbi y ahora las circunstancias nos ponía ahí otra vez», explicó. Mel, con los resultados a cuestas, no termina de ver en su libreta una relación de continuidad en la UD Las Palmas. El tiempo dirá. En estos momentos, no hay visos de acuerdo.