Indigestión de un gol

Compartir
Foto: La Liga

Aunque en Zaragoza también tuvieron que remar, la reacción aquella tarde de la UD fue distinta a la de hoy ante el Sporting. A los amarillos les pasó factura el tanto asturiano dado que, hasta ese momento, el dominio había sido de los insulares, pero unas veces cuesta más que otra levantarse de los golpes rivales. 

Sin depresión ni dramatización. La UD Las Palmas cayó en El Molinón, sí, pero lo hizo en un choque donde hubo un claro antes y después. El gol de Álvaro Jiménez dividió de forma clara el encuentro en dos mitades: una en la que los amarillos dominaron tanto el balón como las ocasiones y otra en la que fue el Sporting el que se aupó de ánimo para martillear a su rival desde una defensa bien junta que se acabó prodigando al ataque.

El tanto asturiano fue un golpe que a los hombres de Manolo Jiménez les costó digerir. De hecho, desde que se adelantase en el marcador hasta el final de la primera parte, los grancanarios quedaron medio noqueados. Sin poder salir desde atrás con claridad por la alta presión de los gijoneses y con sus hombres de ataque sin poder aparecer con peligro, el descanso fue un alivio para la escuadra isleña cuyo estado de ánimo había cambiado.

Ya en la segunda mitad, la UD buscó reaccionar con cambios y tuvo que encontrarse con ante un doble muro en el que tanto la mala fortuna como, quizás, una pizca de desesperación por conseguir el empate les pasó factura. Los amarillos tuvieron sus ocasiones siendo una de Sacko de las más claras, aunque seguramente no fueron las necesarias para poder cambiar de nuevo la dinámica a su favor cuando era muy vital.

Lo que está claro es que no hay que dramatizar por esta derrota, es sólo un aviso de lo que queda por delante y que no está todo hecho. El Sporting puso cemento, endureció el juego y la primera derrota terminó cayendo. A los de Baraja sólo les faltaba un golpe de fortuna para salir de su crisis y lo encontró a costa de Las Palmas. Queda tiempo por delante y este tipo de avisos nunca viene mal. La próxima vez tocará levantarse antes.

También te puede interesar…

#CRÓNICA | La versión más blanda de la UD cae en El Molinón (1-0)