La UD encuentra algo de luz

Compartir
Foto: LaLiga

Los amarillos recibían al eterno rival después de tres años sin disputarse el derbi en competición oficial. Las Palmas fue mejor que el Tenerife durante todo el encuentro, pero un penalti mal señalado privó a los grancanario de llevarse la victoria.

Paco Herrera apostó por un once inicial con jugadores de banda y los amarillos agradecieron la decisión del técnico catalán. Las Palmas salió al terreno de juego con hambre y una intensidad no vista en anteriores partidos. Hoy sí que se vio un equipo reconocible y que tenía claro que era lo que tenía que hacer cuando tenía el balón.

Las Palmas consiguió mejorar y dar una de las mejores versiones de la temporada. En el día de hoy se vio a un equipo mucho más atrevido, más consistente y con un rumbo fijo durante el encuentro. Pero una vez más, los grancanarios no supieron cerrar el partido y no fue por falta de ocasiones. Blum tuvo en sus botas  la sentencia, pero el balón dio en el larguero y Araujo no acertó a marcar de cabeza.

El esfuerzo de los jugadores entrenados por Paco Herrera fue brutal. Cada balón dividido era ganado por los amarillos y en todo momento se buscó lograr el segundo gol, pero una jugada desafortunada hizo que todo lo anterior no valiese para nada. El árbitro señaló un penalti donde no había absolutamente nada y condenó a Las Palmas. Con uno menos, tras la expulsión de David García, el equipo se desinfló y pudo recibir el segundo gol que hubiese supuesto la derrota.

Las Palmas ha encontrado el camino que debe seguir para ser un equipo reconocible y más ambicioso que lo mostrado en prácticamente todo lo que llevamos de temporada. Hoy se han perdido dos puntos por una mala decisión arbitral, pero no por conformarse con el resultado. No se puede negar que por fin se vio algo más del equipo, esa es la mejor noticia, y también lo hubiese sido ganando el derbi.

También te puede interesar…

#DECLARACIONES | Paco Herrera: “Nos pitan un penalti que no existe”