Objetivo: permanencia y gracias

Compartir
Foto:LaLiga

Otra goleada más. La UD vuelve a sacar a relucir sus problemas en la línea defensiva y cae derrotado ante el penúltimo clasificado. La permanencia es el único objetivo realista que se puede marcar este equipo.

Las Palmas no va a salir así como así de la crisis en la que lleva inmersa desde hace ya más de ocho partidos. Los amarillos volvieron a tener más presencia en el área rival, volvieron a jugar con criterio, pero también volvió la defensa endeble de los últimos partidos y así es imposible tener opciones de conseguir cualquier objetivo, incluida la permanencia.

Los jugadores y cuerpo técnico tienen que resetear el disco duro tras el parón navideño y ser realistas con la situación en la que se encuentra el equipo. Hay una mejoría con respecto a los anteriores partidos, es una verdad, al igual que esa mejoría no ha servido absolutamente de nada. La UD ha salido goleada del campo del penúltimo clasificado de La Liga y tan solo pudo marcarle un gol al conjunto más goleado de la categoría.

Los amarillos se han enfrentado a tres equipos de abajo en los últimos tres partidos, en los que ha recibido la friolera de 9 goles en contra, por los cuatro anotados. Sin duda es un dato que se tiene que tener en cuenta para poder marcarse un objetivo real para lo que resta de temporada. En estos momentos Las Palmas solo puede optar a la permanenencia, algo que ni siquiera está del todo claro en estos momentos.

La mejor noticia es que el año se acaba y con él se pone fin a un 2018 nefasto para toda la familia amarilla. Desde la directiva se tendrán que tomar decisiones para reforzar la plantilla y hacer los cambios necesarios para poder revertir una situación que cada vez es más preocupante. El parón navideño también trae otra buena noticia, Las Palmas no volverá a decepcionar la semana que viene.