El filial se juega más de tres puntos frente al Navalcarnero

Compartir
Foto: udlaspalmas

Partido crucial para el filial amarillo. Los de Juan Manuel Rodríguez viajan hasta Madrid con el objetivo de sacar algo positivo del Estadio Municipal Mariano González, donde se enfrentarán al Navalcarnero. 

Las Palmas Atlético afronta uno de esos partidos que puede marcar el devenir del campeonato. La mala racha de la «vela chica», que acumula ocho jornadas consecutivas sin conocer la victoria, ha provocado que el filial fuese desplomándose en la clasificación hasta la situación en la que se encuentra ahora, situándose tan solo tres puntos por encima de la zona de descenso. El encuentro frente a los madrileños tiene unos claros tintes drámaticos, pues el Navalcarnero tiene cinco puntos menos que Las Palmas Atlético, y actualmente se encuentra antepenúltimo en la clasificación.

De ganar los amarillos, se lograría ampliar las distancias con el rival de este fin de semana hasta los 8 puntos, romper la mala dinámica y volver a tomar oxígeno. Por el contrario, si el filial cayera derrotado en el Estadio Municipal Mariano González, la situación pasaría a ser crítica, acercándose peligrosamente a los puestos de descenso, que hace unas semanas se veían muy lejanos.

Cristian Cedrés, es uno de los futbolistas grancanarios encargados de fabricar los goles que por ahora se  le resisten a entrar a la «vela chica». El jugador habló esta semana para lo micrófonos del club, en los que mostró la parte menos negativa de esta mala racha: «Estamos luchando por conseguir esos tres puntos que están tardando en venir. Nos está costando meter goles y crear ocasiones, pero mejor que nos pase ahora que al final de temporada».

El extremo amarillo está tranquilo con la situación del equipo y confía en que más pronto que tarde llegará la victoria que los saque de la mala dinámica:»Nosotros competimos y se lo ponemos complicado a todos los equipos. Somos un equipo muy fuerte y lo que falta ahora es que entren los goles».