El resurgir de Maikel Mesa y Benito

Compartir

Semana de muchas lecturas acerca de los últimos dos partidos disputados por los amarillos en el Gran Canaria. El primero, saldado con goleada histórica al CD Lugo y el segundo, con un empate con sabor a victoria frente al todopoderoso Mallorca.

Dentro de las líneas positivas de estos dos partidos se encuentran dos nombres propios: Maikel Mesa y Benito Ramírez. Ambos jugadores habían tenido minutos en la temporada, pero su bajo rendimiento llamaba la atención.

El centrocampista tinerfeño ha sufrido varias lesiones y contratiempos en esta temporada. Siempre ha sido un jugador de club, con una actitud irreprochable dentro y fuera de los terrenos de juego pero no había sido su mejor campaña como amarillo hasta el momento. Pepe Mel lo ha colocado al lado de Sergio Ruiz y la cosa ha cambiado. Maikel control el medio del campo, juega con sencillez, protege la pelota y le da una salida en vertical muy interesante para el ataque amarillo y se desvive por recuperar el cuero.

Sin duda, una gran versión de ‘8’ que esperábamos todos desde hace meses, sentirse más libre en el centro del campo le convierte en una de las piezas claves de cara al último tramo de la temporada.

Benito Ramírez saca la cabeza

Otra de las noticias positivas de esta semana es la vuelta de Benito. Se le esperaba desde hace meses un versión mejorada de lo que estaba ofreciendo y, por fin, se ha visto. Tras el fatídico «accidente» de Dani Castellano en Tenerife y el mal partido de Jonathan Silva frente al eterno rival, Benito Ramírez se posiciona ahora como un fijo en el lateral izquierdo.

Sin duda una buena noticia, ya que su bajo rendimiento llamaba también la atención tras una lesión de espalda al inicio de la temporada. El jugador vuelve a brilla, a driblar, a dar centros peligrosos e, incluso, a intentar disparos lejanos. Benito está de vuelta.