Herrera: “En mi cabeza siempre ha estado juntar a Rubén con Araujo”

Compartir
Foto:udlaspalmas

El preparador amarillo dio pistas del once que puede proponer ante el Zaragoza y señaló que juntar a los dos killers es una opción que le ronda. Además, explicó que cada semana es más difícil hacer una lista de convocados y que Momo es un jugador vital para sus esquemas. 

Sin margen de error. “Es fundamental este partido. Tenemos dos partidos seguidos vitales. Los dos partidos para conjurarse, para tratar de sacarlos. Uno en casa, donde el equipo está teniendo mejores números, y el otro en fuera es una oportunidad de ganar fuera de casa y conseguir el respaldo que necesitamos. Sí que hay una distancia, pero tenemos toda la segunda vuelta para recortarla. Tengo esa fe”.

El calendario de la UD. “Es el que hay. No nos coge un mal momento. Sí que es cierto que pasando este mes con nota es posible que se dulcifique la posibilidad de conseguir puntos. Por eso es importante sumar en este mes. Ya no tenemos excusas de que no estamos bien o que el equipo no corre, ahora sí que estamos bien”.

Su visión del rival. “Es un equipo con muy buenos jugadores, que tiene mucha calidad y fútbol por dentro. Esa conexión que tienen por dentro es muy buena y es lo que les está dando el buen fútbol que están realizando”.

Una convocatoria complicada. “Para mí se me hace difícil porque cada vez hay más jugadores que se suman a la causa. Bajo mi punto de vista he notado que había jugadores que les faltaba ritmo, no estaban en las condiciones que yo conocía. Semana a semana veo como hay jugadores que están un poco más en forma y en mejores condiciones. Eso es lo que hace que se me dificulte cualquier situación. Sigo viendo algún jugador que le falta un poco y los dos nuevos por aclimatación. Ya hay mucha gente que merece jugar y se lo está ganado, y yo soy injusto con ellos”.

¿Volverá el once de Osasuna? “A Galarreta hubo que infiltrarle ayer y hoy amaneció bien. Eso es lo que condicionaría una de las posibilidades. La otra opción es que entre Blum, que conmigo estuvo extraordinario hasta que se lesionó. Son las cosas que puedo valorar hasta el último minuto”.

Aythami, un líder. “Con el grupo muy bien. Es importante tener un jugador con esa personalidad; ayuda y suma. Sí que creo que para el ritmo que tenemos nosotros es bueno esperar una semana más. La semana que viene podremos contar 100% en el campo porque ya estamos contando 100% en el vestuario”.

La situación de Rubén. “Es un jugador al que admiro desde siempre. Desde que yo estoy aquí ha desaparecido bastante. Yo achaco esto a un mal momento, los jugadores pasan por estos momentos y espero que llegue ya la hora de que se acabe su mal momento. Sigue siendo un jugador clave para nosotros a pesar de no estar marcando”.

Juntar a Araujo y Rubén. “Por diferentes circunstancias eso no se ha dado. El ‘Chino’ estaba que no estaba y era difícil juntarles a los dos. Eso ya está solucionado y espero que aparezca el momento en que podamos contar con los dos. Tengo la sensación de que se van a entender. En mi cabeza siempre ha estado juntar a Rubén con Araujo”.

La salida de Tana de la UD y su papel. “Tana es otro de esos jugadores que cuando yo he llegado tenía la cabeza dividida. He hablado muchísimo con él. Yo entendía cuál era su postura. Me pidió que le dejara porque no estaba preparado para jugar. Le dije que nos teníamos que tomar ese tiempo y que, después de eso, teníamos que ver al mejor Tana. Cuando estaba en el camino se cerró”.

Las bajas de los maños. “Yo no sé si tienen 7 bajas importantes, pero recuperan a Ros”.

Las ocasiones de gol. “Lo que me preocupa es la posibilidad de no tener oportunidades de gol. Eso no ha pasado. La semana pasada tuvimos tres bajos los palos. Momo tiene un rebote por dentro por lo que falló la semana pasada. Las situaciones de gol estoy seguro de que se acabarán convirtiendo”.

Cuenta con Momo. “Lo valoro muchísimo en todos los sentidos. Es ese jugador que nos pueda dar 30 minutos o para ser el que inicie y nos dé paz, saber tener la pelota, tranquilidad con el balón. En la primera parte fuimos un desastre con la pelota y cuando salió nos dio paz. Me parece un jugador vital”.