Herrera, sobre un posible cese: “Tendría que aceptar cualquier decisión”

Compartir

El entrenador catalán fue entrevistado en ArchipiélagoRNE de Radio Nacional de España y señaló que, viendo sus números y la situación del equipo, aceptaría que el club lo cesase. Aun así, explicó que ve cosas muy positivas en el equipo y eso le invita a pensar que va a poder cambiar la dinámica. Por otro lado, habló del ‘Caso Araujo’ y de la relación del equipo con la afición. 

Su estado de ánimo. “Me encuentro muy bien. Con la misma ilusión y el mismo ánimo que, a veces tiene picos en función de cosas, cuando acaba el partido es de seguir, de continuar hacia delante. Yo me siento fuerte. Es normal que me venga abajo porque ese tipo de situaciones durante una temporada siempre aparecen”.

¿Por qué mantiene la fe? “Porque veo la plantilla que tengo y se siguen repitiendo cosas. Hay momentos en los que puedes decir que esto no da más de sí. Pero en cada entrenamiento me hace pensar que podemos darle la vuelta y yo tengo que ser capaz de que eso suceda. En eso estoy. No me siento capaz de arrojar la toalla porque este equipo tiene algo dentro que hay que sacárselo sea como sea”.

El estilo de juego de la UD de Herrera. “Tenemos que ir más enfocados hacia eso. En los partidos uno tiene que tener la capacidad de cambiar la situación táctica dependiendo de lo que se necesite. Tienes que tener una idea fija. Hay momentos que el equipo parece que tiene falta de identidad, pero desde hace tres semanas estamos jugando de una misma manera, con una especie de 4-3-3 que no nos ha ido mal. También hemos tenido mala suerte como contra el Tenerife donde una acción nos priva de ganar o en Tarragona tuvimos tres ocasiones bajo los palos. En los últimos partidos estamos mucho más cerca de las victorias y el equipo, por momentos, hace cosas muy buenas pero no de forma continuada. Eso es lo que me preocupa ahora mismo”.

Una vorágine negativa desde el adiós de Setién. “No se me había ocurrido valorarlo así, pero da qué pensar y creo que hay que hacerle un seguimiento. Yo no estaba, pero la UD es algo mío. En mí caló la UD, lo he seguido y el año pasado veía como se cambiaba de entrenador, como había muchos bajos y cómo se fue destruyendo todo. No sé si continuamos en ese proceso, pero sí que me da que pensar. Hay que parar y convertir esto en un equipo estable, lo estamos logrando, pero tenemos demostrarlo con resultados. Estamos en la frontera de dar un paso al lado bueno. Ese paso lo tienen que dar los jugadores y yo. Tenemos que darlo todos”.

El Caso Araujo. “He hablado mucho con él. No es un jugador nuevo para mí. En su primer año hizo 25 goles y no le reconozco en algunas cosas. En su cabeza hay demasiadas cosas ahora mismo y es posible que haya gente que le esté mareando. Pero creo que empieza a estar con nosotros y se está dando cuenta de que este es su equipo. Creo que lo vamos a enganchar para los próximos partidos ya”.

¿Es peor la plantilla de lo que esperaba? “Es una plantilla distinta a la información que yo he recibido. Eso sí que me ha hecho dudar a la hora de hacer alineaciones, pero todo eso ya ha pasado. Ese tiempo ya se ha cubierto. Yo soy el que toma las decisiones y creo que ya tengo suficiente. Esta es una plantilla para estar más arriba, para estar peleando por estar entre los 6 primeros de la clasificación”.

La llegada de Srnic. “No he tenido muchas posibilidades para elegir. Esto ha sido más una decisión de la dirección deportiva porque consideraban que el jugador reunía las condiciones que yo requería. Es un chico que se está adaptando, que es rápido y espero que se nos ayude. Lo que sí considero es que necesita un par de semanas más de adaptación, pero se ha integrado bien y en poco tiempo podrá tener su oportunidad”.

Revertir la situación de este equipo. “Si algo he hecho bien siempre ha sido conformar un equipo, un bloque. Eso siempre se me ha dado bien y lo he conseguido en equipos como el Celta, donde al final se logró el ascenso. En dos años hicimos un equipo para ascender y con una gran cantidad de canteranos. Yo valgo para eso y el tiempo lo ha dicho. No me asusta el ver cosas que no me gustan porque creo que tengo la capacidad de darle la vuelta. No todo está bien en esta UD”.

¿Relación rota con la afición? “Cuando yo llegué hace unos años el equipo estaba en una situación complicado porque el partido del Córdoba dejó muchas dudas, pero la afición estaba ahí y todo el mundo estaba enchufado. Ahora no es el mismo caso, ahora somos nosotros los que tenemos que dar, no hay que pedirle nada a la afición. La afición viene de dos años no demasiado buenos, sobre todo, porque veías cosas irreconciliables. Sólo hay una manera de reconducir esto y la única arma que tenemos es que los jugadores den el primer paso para que luego lo dé la gente”.

Sus malos resultados y la opción de su cese. “Como te puedes imaginar, con los años que llevo entrenando, he visto de todo. Situaciones injustas que me las he tragado y otras que sabía que podían suceder. Seguramente, tendría que aceptar cualquier decisión que se pudiesen tomar. Los números, teniendo en cuenta a lo que este club aspira, son los que son. Es verdad que estamos mejorando, pero no hemos ganado partidos por situaciones ridículas, pero repito que no los hemos ganado. Creo que hay muchas cosas que reparar, pero si sucede lo tengo que aceptar y pasar página”.

¿A qué se aferra Herrera ahora? “Ya me imagino que habrán cuentas porque ya esto empieza a acabarse. El equipo necesita una victoria lejos de casa. Sólo se ha ganado un partido fuera de casa ante un equipo nuevo en la categoría y con dudas. No es normal que un equipo que quiera estar arriba gane un partido fuera de casa. Una victoria contra un equipo como el Málaga es el espaldarazo que necesitamos. Lógicamente, es esta semana porque es el plus que necesita el equipo en cuanto a confianza en sí mismo”.

También te puede interesar…

#ESTADÍSTICAS | Claro dominio blanquiazul en La Rosaleda