Ramírez: «En la calle, nadie me ha dicho que me vaya»

Compartir
Foto: UD Las Palmas

No podía ser de otra manera. Extensa rueda de prensa de Miguel Ángel Ramírez para hacer balance de la temporada. El mandatario de la UD Las Palmas ha ofrecido sus impresiones y ha hablado sobre su figura, la afición, Valerón… Repase las declaraciones de Ramírez hoy en sala de prensa.

Balance del año: «Las expectativas no se cumplieron. Ha sido un año atípico porque en las 6 primeras jornadas estuvimos en los primeros puestos. Nos deshicimos a partir de la octava y nos quedamos sin opciones. El verano pasado dije que debíamos respetar a los 21 equipos restantes y conseguir la permanencia para luego meternos en playoff y luego intentar el ascenso directo. Cuando conseguimos esos 50 puntos, ya era tarde. Debemos ser conscientes de esa realidad.

Hemos tenido lesiones importantes y decisiones arbitrales que en varios partidos nos han perjudicado. Sumando una cosa con la otra, las expectativas han generado un desencanto que nos ha dado con esta temporada terrible que ha hecho que nadie esté satisfecho.

La temporada acabó con la UD salvada antes de tiempo y nos dio tranquilidad, porque por momentos temimos que se nos complicara la cosa. Salimos airosos, como no podía ser menos. Es importante que el desastre no sea mayor, porque un descenso a 2ªB hubiera sido caótico. Se logró el mínimo exigible».

Verano en Barranco Seco: «La pretemporada comenzará el 8 de julio que será cuando se inaugure Barranco Seco. Haremos actos del 70 aniversario y uno de ellos será la inauguración de una ciudad deportiva que nos ha costado 20 millones de euros y ya está tasada en 40 millones.

La campaña de abonados: «Hemos tenido reuniones con colectivos de aficionados. Las propuestas que nos han hecho significan que han visto fallos y nosotros tenemos que evitar ese divorcio. Están siendo partícipes de la campaña de abonados, en la que se ha puesto en marcha un equipo de trabajo para conseguir precios asequibles, vamos a intentar que ese debate no se perpetúe en el tiempo. Hemos creado el buzón del aficionado para mitigar dudas de la afición y como nexo de unión».

El fracaso personal: «Llevamos dos años de fracasos deportivos. Se han depurado responsabilidades con la dirección deportiva, que no continuó tras el descenso. Hay aficionados que solo ven el éxito en lo deportivo, pero esto es una empresa y tiene que haber otros resultados como el crecimiento estructural del club. La UD no ha tenido una ciudad deportiva en su historia, y ahora la va a tener. Tenemos una fundación que ahora ingresa y puede dedicarse a temas sociales. Hay un sinfín de cosas que no se valoran si no llegan los resultados positivos. Hay muchos ejemplos en el fútbol mundial que invierten millonadas y no encuentran sus objetivos. Yo acepto la crítica, pero lo único que hago es trabajar para convencer a las personas de mi trabajo. No tenemos urgencias: nuestro objetivo no es ascender. Vamos a construir nuestro futuro y volveremos a Primera desde la tranquilidad».

Reuniones para vender su paquete accionarial: «Desgraciadamente, no hay nadie interesado».

Propuestas de Rocco para el filial: «El director deportivo vino a un club estructurado en el que tenemos un director de formación y captación, que es el que propone entrenador del filial. Estoy muy orgulloso de los frutos que ha dado Tonono sin medios, ahora los tendrá. Si él propone que continúe Juan Manuel Rodríguez y da sus motivos, y la dirección deportiva lo ve correcto, el entrenador tiene que seguir. Me ha costado tener a un entrenador en 2ªB que, aunque le quite jugadores, ha conseguido el objetivo. Tiene una forma peculiar de gestionar su plantilla y los frutos son que tendremos cinco del filial en el primer equipo. Me recuerda a la época de Víctor Afonso, que sacó muchos jugadores importantes. Creemos en él»

Continuidad de Mel: «Si la dirección deportiva hubiese decidido lo contrario, no hubiera seguido. Analizamos las propuestas que nos hizo Rocco para el banquillo, pero aunque los número de Mel no fueron importantes, es cierto que vino en una situación complicada sin margen de maniobra. Aceptó el reto, fue valiente y sin garantías de seguir. Es el hombre para encabezar el proyecto, confiamos en tener la paciencia necesaria para que muestre su valía. Es uno de los entrenadores en activo con más ascensos a Primera».

Desprecio a la cantera en el pasado: «En un proyecto como el del año pasado, con una inversión muy fuerte, no podíamos trasladar la responsabilidad a la cantera. Un año más tarde, sí entendemos que están aptos con un año de madurez. No es un desprecio, es esperar por su periodo de maduración y los subimos cuando entendemos que es el momento. Ahora, sale una hornada y eso no sucede todos los años»

Amor de la afición: «La afición del Málaga dio una lección magistral el sábado. Yo he escuchado a esa afición gritar al presidente. He estado en Valencia y también he escuchado pitos a la directiva y a Marcelino. La UD Las Palmas no es Ramírez, ni jugadores, ni siquiera la afición. Lo importante es la Unión Deportiva Las Palmas, y está por encima de todo. Cíclicamente engrandecen a la entidad. Que alguien se cabree conmigo porque los futbolistas no aciertan o el árbitro se equivoque, no es justo. Acepto la crítica y seguiré siendo presidente del club hasta el último día que deje de serlo.

Nadie está contento con esta temporada, pero empieza otra con ilusión y ganas. En función de la situación deportiva, la afición está o no está. Nadie dudaría que el estadio hubiera estado lleno si jugamos el playoff incluso si la afición no está con el presidente. El desapego con la UD no es exclusivamente con el presidente, no es real ni justo. Me gritan ‘Ramírez vete ya‘, pero nadie me ha dicho eso en la calle. Es muy fácil en el Estadio cantar lo que cantan otros. Mi respeto a la afición es máximo y absoluto y acepto que me griten lo que quieran. También pueden volver a estar con el presidente».

Valerón: «Estaba de segundo con Juan Manuel. Le llegó una oferta del Deportivo, que le adeuda un dinero, y con la posibilidad de vincularse de nuevo con ellos se podía solucionar. Finalmente no han llegado a un acuerdo y tiene una oferta para seguir en la UD. Nos contestará esta semana».

¿Se arrepiente de algo?: «Claro que me arrepiento. A lo mejor hubiéramos ascendido o descendido… De forma ventajista no podemos decir lo que creemos que hubiera pasado. Teníamos argumentos suficientes. No tengo ninguna enemistad con Manolo ni Paco Herrera. Yo soy copartícipe de la decisión de que ellos fueran entrenadores y de que Pepe Mel continúe».

Ultra Naciente: «Tengo máximo respeto por ese grupo, que lleva más años que yo en la presidencia. Su cabreo lo entiendo y lo respeto, pero no siempre se puede estar de acuerdo con la gestión de un club. Siempre me han tratado con respeto y si están en desacuerdo conmigo, debo respetarlo. En otros clubes se ha erradicado a las peñas más radicales. Existe el derecho de admisión en el fútbol. Este no será nuestro caso. Su cabreo viene por el devenir de la temporada. Si pudiésemos darle a alguien el premio a mejor afición, se lo llevarían ellos. Hay que empezar una nueva temporada con ilusión. Hay que remodelar su grada y a lo mejor ellos tienen que irse a otra parte del campo. A lo mejor tenemos que reubicarlos y buscaremos una solución».

Por qué considera injustas las críticas al presidente: «Un club es una empresa y yo soy el máximo accionista, pero a mí no me pertenece la marca UD Las Palmas ni su significado ni su escudo. Solo me pertenece la mayoría de acciones en la sociedad anónima. Tengo que respeta que detrás hay una gran masa social y debo entender que se me critique, a pesar de que sea yo el único en decidir la responsabilidad que asumo. Nadie me puede echar, solo me iré cuando me quiera ir. No pongo en valor lo que soy accionarialmente y me preocupa lo que piensa la afición. Yo no me puedo ir sin nadie que traiga una oferta de compra de acciones. Yo no me voy a ir del club por mucho que me griten. No hay una animadversión personal conmigo, sino que no están de acuerdo con las dos últimas temporadas».