La UD 2018/19 ingresó más de 23 millones con el reparto de La Liga

Compartir

Con el final del año natural, La Liga ha hecho públicas las cifras del reparto de derechos televisivos y compensaciones a los 42 equipos que integran la competición de la temporada 2018-19, en la que la UD Las Palmas fracasó en su intento de volver a Primera División pese a contar con una de las plantillas más notables de la categoría. La entidad recibió más de 23 millones por parte de La Liga.

La Liga emitió ayer un comunicado en el que desglosó las cantidades que cada uno de los equipos que conforman la Primera y la Segunda División recibieron el curso pasado en concepto de derechos audiovisuales, ranking que lideró la Unión Deportiva en la categoría de plata con 10,5 millones de euros, ligeramente por encima del Deportivo de La Coruña (10,3) y del Málaga (9,9) y muy por delante del resto de equipos de Segunda.

La competición explica que este reparto se efectúa de la siguiente manera: «un tercio por la recaudación en abonos y taquilla media de las últimas cinco temporadas, y los otros dos tercios por su participación en la generación de recursos por la comercialización de las retransmisiones televisivas, mediante la comparativa de las audiencias medias obtenidas por cada uno de ellos en cada temporada».

A los ingresos por derechos televisivos hay que sumarle la compensación recibida por el descenso a la Segunda División. Cada temporada, los 42 equipos de La Liga están obligados a aportar un 3,5% de sus ingresos a un fondo que se destina a aquellos equipos que pierden la categoría. En este caso, la UD Las Palmas recibió 13,1 millones de euros, lo que suma un total de 23,6 millones de euros que se emplearon para formar una plantilla de renombre que fracasó de forma estrepitosa. El Málaga y el Deportivo, que tampoco lograron el ascenso, ingresaron 20,1 y 14,4 millones de euros, respectivamente, por este concepto.

El fracaso deportivo de la temporada pasada y la pérdida de ese fondo de compensación visto este año provocó que la UD Las Palmas tuviera un bajón notable en su techo salarial este verano, por el que el club tuvo que hacer malabares para cumplir el fair play financiero, algo logrado con éxito sobre la bocina. Una cifra que muestra la importancia de regresar a la Primera División es que el Huesca, el equipo que menos ingresó por derechos televisivos, recaudó más de 44 millones de euros el año pasado, montante que multiplica por cinco la estimación de ingresos audiovisuales de esta temporada para el conjunto insular, que serán desvelados a finales de 2020.