La UD va muy en serio (4-1)

Compartir
Sergio Araujo suma ocho goles esta temporada / Toño Suárez (udlaspalmas.net)

La Unión Deportiva Las Palmas llega al derbi canario eufórico. En otra segunda parte magistral, con un Sergio Araujo en tono estelar, y un conjunto que cree firmemente en sus ideas. El liderato estuvo defendido con honores. Los amarillos siguen sumando, y creciendo dentro del campo ante un Alcorcón que plantó cara la derrota. La maquinaria de Herrera funciona y enamora. 

Sergio Araujo celebra su séptimo tanto en cinco encuentros / Toño Suárez (udlaspalmas.net)
Sergio Araujo celebra su séptimo tanto en cinco encuentros / Toño Suárez (udlaspalmas.net)

Apareció Araujo y se hizo la luz. Recibió dentro del área, cerca del vértice, pronto le rodearon cinco contrarios y miró hacia portería. A la escuadra, pensó. Parado, sin carrerilla, dibujó la acción en su cabeza. Y Falcón, que la veía venir, trató de estirarse con el objetivo de parar la intentona del argentino. Fue imposible. El gol fue gritado con una mezcla de alegría y asombro. Un nuevo golazo de Araujo ponía tierra de por medio para una Unión Deportiva que se adelantó en la primera mitad con otro gran tanto de Nauzet Alemán. El Alcorcón, incrédulo, no se explicaba el guión de un partido que había trabajado con mérito hasta el momento. La Unión Deportiva va como un tiro y no perdona.

Más allá de la goleada, como sucedió ante el Lugo, no fue un choque fácil para el equipo de Paco Herrera. Los de Bordalás dieron guerra, sobre todo en la primera mitad, dominando en muchas fases del partido el centro del campo, con amplitud por los flancos, exigiendo a los amarillos en defensa. El gol de Nauzet Alemán, muy activo en la primera mitad, abrió un nuevo escenario. El de Las Torres, que anteriormente había avisado con otro desmarque de ruptura, aprovechó en el minuto 24 un pase al hueco de Araujo para picar el balón ante la salida de Falcón. Hubo tranquilidad ante un Alcorcón que apretaba con entusiasmo a los amarillos en su sala de máquinas. Un contragolpe mal conducido por Anderson minutos antes del tanto amarillo podría haber nivelado la balanza a favor de los alfareros.

El encuentro entró en una fase de músculo y kilometraje. Los visitantes, con el grancanario David González como director de orquesta, avanzaban con solvencia hasta llegar a la muralla grancanaria. Los de Herrera han demostrado maestría a la hora de defenderse y salir rápido a los contragolpes, ayudados por la presión incesante del trivote formado por Hernán, Javi Castellano y, en esta ocasión, Vicente Gómez. Robo y salida rápida. El ‘abc’ de Herrera que mejor funciona en este inicio de competición que ha colocado a la Unión Deportiva líder.

Momento en el que Araujo convierte el tercer gol amarillo de la tarde / Toño Suárez (udlaspalmas.net)
Momento en el que Araujo convierte el tercer gol amarillo de la tarde / Toño Suárez (udlaspalmas.net)

La obra maestra y el miedo

No pasó nada en la segunda mitad hasta que Sergio Araujo decidió aparecer. Poco participativo, incluso algo aislado hasta el momento, pero con la estrella de los grandes jugadores. Apareció el pichichi amarillo para levantar a la grada. Recibió, levantó la mirada, y sin carrerilla, como hiciera Ronaldinho en aquel mágico tanto ante el Chelsea en Stamford Bridge en 2005. La puso lo más lejos que pudo de Falcón, con una ligera vaselina, para calibrar la querencia de la grada por el nuevo ídolo de la afición amarilla. Una obra de arte.

Cuando todo parecía encarrillado, el Alcorcón quiso añadirle pimentón a un guiso al que le había puesto la guinda Araujo. Óscar Plano, en el minuto 68, aprovechó una indecisión en la zaga para colarse por el medio y batir por abajo a un Raúl Lizoain atento durante todo el encuentro. El miedo apareció entre los 15.802 espectadores que se dieron cita en el Estadio de Gran Canaria que pensaron que se abría un nuevo partido. Sin embargo, volvió a aparecer Araujo para ahuyentar los fantasmas. Un robo providencial de Hernán —partido soberbio el suyo— produjo una nueva ocasión manifiesta de gol para el delantero nacido en la ciudad del Neuquén. Le botó el balón y la pegó con el alma. Si hubiera cogido a Falcón también lo habría introducido dentro. Manos a la cabeza con el séptimo gol en cinco partidos de un jugador que asombra a propios y extraños. Ahora sí Las Palmas no iba a aflojar.

Los vítores aumentaron con la entrada al terreno de juego de Valerón en sustitución del nuevo ídolo amarillo. El jugador de Arguineguín, lo primero que hizo, fue dibujar un pase para cocinar el cuarto. Dejó solo a Guzmán Caseseca que le cedió a Momo, en mejor posición, el cuarto gol de la tarde para júbilo de una afición que empezó a corear cánticos con respecto al derbi canario del próximo domingo. Era el minuto 77 y los amarillos, que pudieron aumentar la renta, pensaron en calibrar sus fuerzas. Queda el domingo un partido que, más allá de tres puntos, mueve sentimientos fuera de lo normal. Toca hablar del clásico.

 

 

CRONICA_ficha

Unión Deportiva Las Palmas 4-1 Agrupación Deportiva Alcorcón

Unión Deportiva Las Palmas: Raúl Lizoain; David Simón, David García, Aythami, Ángel; Javi Castellano, Hernán, Vicente Gómez (Roque, min. 58); Nauzet Alemán (Guzmán Casaseca, min. 54), Araujo (Valerón, min. 76) y Momo. Entrenador: Paco Herrera.

Agrupación Deportiva Alcorcón: Falcón; Iribas, Verdés (Charli, min. 74), Rubén Sanz, Ángel; David González, Escassi; Óscar Plano, Anderson (Guinchón, min. 74), Bellvís (Mayor min. 60); y David Rodríguez. Entrenador: José Bordalás.

Goles: 1-0, Nauzet Alemán, min. 24; 2-0, Sergio Araujo, min. 66; 2-1; Óscar Plano, min. 68; 3-0, Sergio Araujo, min. 70; 4-1, Momo, min. 77.

Árbitro: Sánchez Martínez, comité murciano. Amonestó a los locales David García y Araujo; y a los visitantes Escassi, Ángel Sánchez, Verdés.

Incidencias: 15.802 espectadores en el Estadio de Gran Canaria, quinta jornada de Liga Adelante.