Las 8 bajas que aún puede dar la UD Las Palmas este verano

Compartir

Cuenta atrás para la operación salida. Una vez confirmada ayer la cesión de Mateo García al Aris de Salónica y la marcha de Ximo Navarro al Alavés en la mañana de hoy, quedan pendientes ocho nombres propios que están en el alambre en esta UD. Te contamos la situación de cada uno.

Loïc Rémy. Parece el caso más claro. El francés estuvo ayer en las oficinas del Lille cerrando su contrato con el club francés. Su marcha será oficial una vez que su nuevo equipo abone los 1.4 millones de euros de su cláusula de rescisión, ya que aún le resta un año de contrato con la UD. Se cerrará en las próximas horas.

Alberto Aquilani. Su rescisión parecía hecha hace unos días, pero aún no ha llegado a buen puerto. El reconocimiento médico del italiano está programado para hoy, y salvo sorpresa así se efectuará. Al mediocentro le resta una temporada de vinculación con la UD, y dado su rendimiento se antoja imposible que algún club pague un traspaso por él. Ha sonado para equipos de Estados Unidos, donde podría concluir su carrera si consigue la carta de libertad.

David Simón. Otro de los jugadores que debe presentarse hoy en el Hospital Perpetuo Socorro pese a tener un pie fuera del equipo. El lateral busca minutos fuera de la isla. Michel Macedo se ha marchado, pero Álvaro Lemos ha llegado para ser titular. Le resta un año de contrato y una dura negociación con el club para hacer las maletas. La Segunda División española o la Primera griega parecen sus destinos más probables.

Tana. Un caso de lo más curioso. El de San Cristóbal ha pedido salir y, según Miguel Ángel Ramírez, existen motivos extradeportivos para su marcha. Sin embargo, la ausencia de ofertas le obligará a entrenarse y comenzar la pretemporada a las órdenes de Manolo Jiménez. Si no llega con una oferta económica de otro club, la cuerda se tensará de aquí a final del verano.

Vicente Gómez. Su continuidad parecía clara hasta que, en unas declaraciones a La Provincia, admitió estar receptivo a emigrar. Es uno de los nombres propios que cada verano parecen despertar interés de equipos de Primera, pero nunca dio la sensación de ser una posibilidad real. El centrocampista ya ha pasado el reconocimiento médico y mañana se entrenará con sus compañeros en El Hornillo.

Gaby Peñalba. Ahora mismo, está más dentro que fuera. Si consigue ser del agrado de Manolo Jiménez, el espigado argentino cumplirá su año de contrato con la UD. Ya ha afirmado durante el verano que quiere ayudar al equipo a volver a Primera. Eso sí, siendo un fichaje por petición expresa de Jémez, está por ver si todas las partes está de acuerdo en su fichaje.

Pedro Bigas. Su talento está fuera de toda duda y los equipos de la zona media de Primera División lo saben. No obstante, una temporada lastrada por las lesiones puede suponer una rebaja en las ofertas que le lleguen. Al balear le restan aún tres temporadas más de contrato, lo que obliga a uno de esos clubes de Primera – Getafe, Girona, Betis… – a desembolsar una importante cantidad de dinero si desean hacerse con sus servicios.

Dani Castellano. Pese a su discreta temporada, el Eibar puede ser el destino del lateral si su deseo fuera el de abandonar las filas de la UD. El pasado verano, el gemelo firmó un contrato que le une al equipo amarillo hasta 2020. De no fructificar ninguna oferta, Castellano permanecerá sin ningún tipo de problema en la isla y peleará por un puesto de titular con Borja Herrera.

También te puede interesar…

#MERCADO | OFICIAL: Ximo Navarro firma por el Alavés