El Gran Canaria de Pedro Martínez vuelve a creer (85-76)

Compartir
/ CBGranCanaria.net

Victoria importantísima del Herbalife Gran Canaria ante Unicaja Málaga. La llegada de Pedro Martínez ha revitalizado a un equipo que asume con más certeza la pelea por salvar la categoría.

Pedro Martínez se estrenaba -por tercera vez- en el banquillo del Herbalife Gran Canaria en partido de Liga Endesa tras vencer, apenas 48 horas antes, al Darussafaka en partido de EuroLeague. Al frente del rival, otro viejo conocido: Luis Casimiro, que retornaba por primera vez al Gran Canaria Arena tras dos años históricos como entrenador del conjunto claretiano.

Salieron ambos equipos enchufados, pero al Herbalife Gran Canaria le costó encontrar su ritmo ofensivo. Los malagueños aprovecharon la tesitura y, liderados por un Kyle Wiltjer letal que anotó sus primeros tres lanzamientos desde más allá de 6,75, tomaron ventaja en el luminoso (5-11, minuto 3). Se disparaba el marcador del conjunto andaluz pero lo hacía solo desde el perímetro y en acciones en las que la suerte tenía, quizá, más que ver que la táctica.

El ‘Granca’ no se desanimaba y con dos triples, de Balcerowski -de nuevo titular- y Strawberry, igualaba la contienda. Volvía a estirarse en el marcador el Unicaja gracias a los puntos de Suárez y Roberts, pero el Herbalife Gran Canaria había encontrado su lugar sobre el parqué. La salida de un voluntarioso Kim Tillie, autor de cinco puntos en el primer acto, inyectó energía a un conjunto isleño que remontó y cerró el acto inicial con tres puntos de ventaja (22-19).

Salió en tromba el Herbalife Gran Canaria en el segundo cuarto. Eriksson enchufaba un triple desde ocho metros, y en defensa Balvin taponaba a Shermadini para iniciar una acción que acababa en una canasta de Oriol Paulí tras una rápida transición. La ventaja llegó a la docena de puntos (34-22, minuto 14) con siete puntos consecutivos de un Marcus Eriksson en estado de ebullición. El sueco firmó un triple sobre la bocina recibiendo en la cara el balón a un segundo del final de la posesión que enloqueció a la grada claretiana.

Se intentó reenganchar el conjunto de Luis Casimiro con dos canastas consecutivas sin respuesta, pero el manchego se vio obligado a pedir tiempo muerto tras una canasta de Hannah (38-26, minuto 16). La renta llegó a ser de 13 puntos antes de una reacción cajista que apretó el marcador. Sumaba de manera aislada un Unicaja que, al mismo tiempo, era incapaz de frenar a Eriksson -14 puntos al descanso- y la ofensiva claretiana. Un mate en transición de Wiley suponía la guinda a una primera parte para enmarcar (49-36).

ENTEREZA PARA GANAR

Kyle Wiltjer se iba hasta el 4/5 en triples con la primera canasta de la segunda parte. Unicaja salió muy enchufado, consciente de la necesidad de remontar desde los primeros minutos del tercer cuarto para evitar que la ventaja claretiana fuera insalvable. El Herbalife Gran Canaria aguantó durante varios minutos el empuje malagueño. El tercer triple de Balcerowski de la tarde (60-47, minuto 25) parecía mantener a raya a los de Luis Casimiro.

Pero la intensidad defensiva de los andaluces había aumentado y el ‘Granca’ era incapaz de hallar respuestas. Unicaja, sin Boatright, que cayó lesionado en la penúltima acción de la primera mitad, tiró de orgullo y apeló a Roberts y Salin. Un triple del finés significaba un parcial de 0-10 (60-57, minuto 28). Hannah y Eriksson encontraron la manera de meterle mano a la defensa de los malagueños, y el Herbalife Gran Canaria cogió aire. Tras unos intercambios de canastas, los grancanarios consiguieron un parcial de 7-0 culminado con un triple de Hannah que colocó la diferencia en dobles dígitos a falta de un cuarto (69-59).

Tuvieron que pasar casi tres minutos de cuarto para que Mirosavljevic rompiera el hielo anotando de tres. Se ponía a siete puntos el Unicaja, que dispuso de varias posesiones para seguir recortando distancias en el luminoso. No las aprovechó y el ‘Granca’ encontró a Marcus Eriksson para reaccionar. El sueco clavó dos triples consecutivos (75-62, minuto 35) que forzaron el tiempo muerto de Luis Casimiro y, al mismo tiempo, hicieron explotar de júbilo al Gran Canaria Arena.

Mirosavljevic parecía recoger el guante lanzado por el escandinavo y respondía con otra canasta desde más allá de 6,75. No renunciaba a soñar el Unicaja, y tras verse de nuevo 13 abajo, reaccionaba con un parcial de 0-5 (78-70, minuto 37) que, a falta de tres minutos para el final, daba un resquicio de esperanza a los visitantes. Sin embargo, el Herbalife Gran Canaria, tal y como sucediera seis días atrás en La Laguna, mostró entereza y cabeza en los instantes de la verdad.

Una canasta de Hannah tras recuperación colocaba diez de diferencia y provocaba el tiempo muerto de Casimiro. Unicaja luchó en los dos últimos minutos para sobreponerse a los diez de diferencia, pero no consiguió consumar la remontada. El Herbalife Gran Canaria suma así su tercer triunfo consecutivo, el segundo en Liga Endesa, para seguir poniendo tierra de por medio con el descenso.

Crónica: CBGranCanaria.net